Sociedad

El gobierno pide a la Justicia una medida cautelar para construir el muro

Washington, 4 jun (EFEUSA).- El Gobierno del presidente Donald Trump solicitó este lunes a un tribunal de apelaciones una medida cautelar que le permita seguir con la construcción de dos tramos del muro en la frontera con México hasta que la Justicia dicte una sentencia en firme.

La Administración presentó anoche esta solicitud, que posibilitaría continuar la construcción de sendos tramos de muro en los estados de Arizona y Texas, ante la decisión del juez Haywood Gilliam de los juzgados de Oakland (California), que el pasado 24 de mayo ordenó bloquear el proyecto.

Con su dictamen, el magistrado daba la razón a una coalición formada por 20 estados, en su mayoría gobernados por demócratas, una organización ecologista y otra de defensa de los derechos civiles, que habían demandado al Gobierno federal.

"El mandato amenaza con privar (al Departamento de Defensa) de su autorización para emplear sus fondos destinados a finalizar los proyectos en los puertos de entrada de El Paso y Yuma, puesto que la misma seguramente expire durante este proceso de apelación", alegó el Departamento de Justicia en un comunicado recogido por el diario Politico.

El Congreso aprobó en febrero una partida de 1.375 millones de dólares para la renovación del muro ya existente, una cifra que quedaba muy lejos de los 5.700 que Trump había pedido, lo que llevó al mandatario a declarar una emergencia nacional en la frontera sur con el objetivo de conseguir esos fondos sin necesidad de que fuesen autorizados por el Legislativo.

Con la emergencia nacional, el Gobierno reasignó al muro unos 6.600 millones de dólares previamente aprobados para el Pentágono y el Departamento del Tesoro y que sumados a los 1.375 que el Congreso sí destinó a ese proyecto, debían servir para la construcción de unos 376 kilómetros de muro y permitir al presidente empezar a cumplir su principal promesa de campaña.

La construcción de un muro en la frontera entre Estados Unidos y México fue una de las principales promesas de campaña de Trump en las elecciones de 2016 y una de las medidas que más oposición y atención mediática ha levantado.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint