Politica

Jimmy Morales llama "cobardes" a los guatemaltecos que no se someten a la ley

Guatemala, 28 may (EFE).- El presidente de Guatemala, Jimmy Morales, tildó este martes de "cobardes" a quienes no enfrentan y se someten al imperio de la ley y aseguró que está dispuesto a defender hasta con su vida la libertad y soberanía del país.

En un discurso pronunciado en la sesión solemne del Congreso con motivo del 34 aniversario de la promulgación de la Constitución Política, que se cumple el próximo viernes, Morales dijo que existen dos formas de enfrentar la ley: someterse a ella utilizando el legítimo derecho de defensa y el derecho a la legítima resistencia.

Pero hay una tercera que utilizan "los cobardes", que es la fuga, porque el que no se somete a la ley usando su legítima defensa "es un prófugo de la justicia", sentenció en una clara alusión a la ex fiscal general (2014-2018) Thelma Aldana, quien se encuentra fuera de Guatemala, en donde tiene una orden de captura por una supuesta plaza fantasma durante su gestión.

El mandatario guatemalteco aclaró que eso no lo dice él, sino que está establecido en las leyes de Guatemala: "Todos estamos obligados a respetar y velar para que se cumpla lo establecido en la Constitución", prosiguió el jefe de Estado y exhortó a los magistrados a que "no cedan a los intereses políticos y a los intereses traidores".

Los convocó a convertirse en "verdaderos cancerberos que cuiden con celo el testo y el espíritu constitucional" porque "ustedes también serán juzgados por la historia".

Como presidente reafirmó su juramento de proteger la Carga Magna, que en 1985 estableció el modelo político, económico, social y cultural de Guatemala.

"La defensa de nuestro orden constitucional está en nuestras manos, no dudemos en defenderlo cueste lo que cueste", pronunció el gobernante y enseguida afirmó que si es necesario está dispuesto a dar hasta la vida.

Morales dijo que él y su familia se han sometido a la justicia y "nunca" han "huido".

Samuel Morales, su hermano, y José Manuel Morales Marroquín, su hijo, enfrentan un juicio por un caso de corrupción investigado durante la gestión de Thelma Aldana y la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig) por un supuesto fraude al Estado en el año 2013.

"Nos hemos sometido a la justicia, nunca hemos huido, respetamos la ley y con nuestra sangre defenderemos Guatemala", enfatizó, y afirmó que han "superado con valentía las amenazas que han querido cooptar el sistema de justicia".

El presidente dijo que puede "reafirmar ante el mundo que los buenos guatemaltecos velamos por el respeto al imperio de la ley, por una cultura de paz y el bienestar del pueblo".

Durante la sesión solemne intervinieron también los presidentes de los organismos Legislativo, Álvaro Arzú y del Judicial, Néster Vásquez.

Arzú se preguntó si vale la pena celebrar un aniversario más de la Constitución en momentos en que el país está inmerso en un proceso electoral en el que supuestamente se viola flagrantemente la Carta Magna.

"Estamos viviendo unas elecciones de confusión nacional en las que las campañas han sido sustituidas por escándalos judiciales producto de la manipulación", declaró.

Denunció que las amenazas a la libertad, al estado de derecho y a la ley vienen del exterior: "Hay fuerzas que pretenden dividirnos para perder la unidad. No debemos permitir que eso suceda porque el futuro dejará de estar en nuestras manos", advirtió.

Mencionó, entre ellas, a la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH), desde donde, dijo, "se ordena cambiar nuestra Constitución a partir de sus interpretaciones e ideas" con la finalidad de desarticular las identidades culturales.

"A este fenómeno que tiene mil caras nos oponemos con vehemencia en todo momento, este es el nuevo rostro del totalitarismo", aseveró el político.

Por su parte, Vásquez comentó que la Constitución de Guatemala "es una de las mejores de América Latina" en las que se establece la alternancia del poder y consagra los derechos fundamentales.

En su opinión, existen temas pendientes como el fortalecimiento del modelo de desarrollo para garantizar una vida digna para los guatemaltecos basado en la igualdad, justicia, inclusión, el bien común y una convivencia pacífica.

Vásquez llamó también a intensificar los esfuerzos para erradicar la corrupción en todas las instituciones del Estado y fortalecer la cultura de la transparencia.

La sesión solemne prevista para las 10.00 hora local comenzó una hora después y aunque en la agenda estaba prevista la participación del presidente de la Corte de Constitucionalidad (CC), Boanerge Mejía, esta no ocurrió sin ninguna explicación.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint