Politica

El ministro que encarceló a Lula promete combatir la corrupción en Brasil

Río de Janeiro, 2 ene (EFE).- El nuevo ministro de Justicia y Seguridad Pública de Brasil, Sergio Moro, un exjuez conocido internacionalmente por haber puesto entre rejas al expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, aseguró hoy que su departamento combatirá al crimen organizado y la corrupción a través de una justicia "más eficaz".

El ministro, que juró junto a los otros miembros del Gobierno del presidente Jair Bolsonaro, al frente desde ayer de la Presidencia de Brasil, señaló que las elevadas tasas de criminalidad afectan no solo la credibilidad sino también el clima de negocios de Brasil.

"Sea por corrupción, violencia o narcotráfico, todos ellos perjudican los climas de negocios (en Brasil) y afectan la credibilidad de las instituciones", dijo el ministro en la ceremonia de transmisión de las dos carteras que asume -Justicia y Seguridad Pública-, que fueron fusionadas en este Gobierno.

Moro opinó que "no hay un combate eficaz de la corrupción" y recordó que Brasil figura en la posición 96 entre 180 países del mundo señalados como más corruptos.

Por ello, aseguró que se necesitan políticas mas duras contra la corrupción y un sistema de justicia más eficaz, para lo que anunció que presentará un proyecto de ley anticrimen.

"La misión prioritaria dada por el señor Jair Bolsonaro fue clara: el fin de la impunidad de la gran corrupción, el combate al crimen organizado y la reducción de los crímenes violentos, todo ello con respeto al Estado de derecho y para servir y proteger al ciudadano", dijo.

Moro también afirmó que pretende "dejar más claro" la obligatoriedad del cumplimiento de penas tras condena en segunda instancia, medida por la que Lula está encarcelado desde abril, pero que está bajo revisión de la Corte Suprema desde 2016, lo que la deja en una especie de "limbo" jurídico.

En el ámbito internacional, Moro reiteró la cooperación de Brasil con otros países en la lucha contra el crimen y aseguró que las alianzas con otras naciones darán más agilidad a la recuperación de activos e identificación de ilícitos y sus autores.

"Los criminales no deben tener puerto seguro en el exterior y Brasil jamás será puerto seguro para criminales", garantizó.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin