Politica

El canciller paraguayo cree que los derechos Cartes y el expresidente Duarte son cercenados

Asunción, 5 jul (EFE).- El canciller paraguayo, Eladio Loizaga, consideró hoy una violación de los derechos del presidente del país, Horacio Cartes, y del expresidente Nicanor Duarte (2003-2008) el hecho de que no hayan podido jurar como senadores tras ser electos en los comicios del pasado abril.

Loizaga subrayó, tras visitar a Cartes con motivo del cumpleaños del mandatario, que los dos políticos, ambos del gobernante Partido Colorado, fueron proclamados senadores electos tras esas elecciones por el Tribunal Superior de Justicia Electoral.

"Creo que desde el momento que existe una proclamación no sólo de Nicanor (Duarte), del presidente Cartes, hecha por el supremo Tribunal de Justicia Electoral, que es el órgano constitucional encargado de proclamar a los candidatos, se está violando", dijo Loizaga a los periodistas.

Cartes presentó a finales de mayo su renuncia a la Presidencia para no recaer en la duplicidad de funciones, ya que su mandato termina el 15 de agosto, y poder jurar como senador el pasado sábado, junto al resto de electos en los comicios.

La renuncia debía de ser aprobada por el Congreso, donde fue bloqueada debido a que la ausencia de varios senadores provocó la falta de quórum.

El mandatario retiró posteriormente su renuncia, en vista de que no obtendría los votos necesarios en el Congreso para ser aprobada y así asumir como senador.

Desde el oficialismo no descartan que Cartes intente jurar como senador a partir del 15 de agosto, ya liberado de la Presidencia, que será ocupada por el colorado Mario Abdo Benítez.

La oposición se opone también a esa posibilidad argumentando que la Constitución establece que un exvicepresidente se convierte en senador vitalicio, sin voto, lo que le impide ser senador activo, como pretende Cartes.

Desde la oposición no descartan que esa puerta se le abra a Cartes en función de lo que suceda con Duarte, que sigue batallando para jurar como senador activo.

El hasta entonces presidente del Senado, Fernando Lugo, excluyó a Duarte de la lista de legisladores electos a jurar el sábado por considerar que es senador vitalicio.

Ello pese a que una juez de la Justicia Electoral dio lugar un día antes al recurso de amparo presentado por Duarte contra esa resolución de Lugo.

Ese documento de la Justicia Electoral fue hoy remitido al nuevo presidente del Senado, el oficialista Silvio Ovelar, para que sea tenido en cuenta.

En ese sentido, Ovelar dijo hoy a los medios que espera que con la conformación del nuevo Senado, de mayoría oficialista, se "rectifique el error de Lugo", en una sesión cuya fecha no detalló.

En la polémica sesión del sábado en el Senado, y pese a no estar convocado, Duarte se presentó, ocupando un lugar junto a Mirtha Gusinky, que juró como senadora por el Partido Colorado y a la que Lugo convocó en lugar del expresidente.

La situación de Duarte es uno de los temas que están copando la agenda política paraguaya.

El miércoles, Duarte anunció en sus redes sociales que presentará una denuncia penal contra Lugo por desacato, usurpación de funciones y otros cargos.

Lugo, de la formación de izquierda Frente Guasu, fue presidente de Paraguay entre 2008 y 2012, cuando fue destituido en un juicio parlamentario.

El exobispo es senador activo desde hace dos legislaturas ya que la Constitución establece la salvedad de que pueden ocupar ese puesto los expresidentes que no finalizaron su mandato debido a un juicio parlamentario y fueron declarados culpables.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin