Politica

Declaran fugitiva a una cuñada del extesorero del partido de Rousseff

Brasilia, 16 abr (EFE).- Una cuñada del extesorero del gobernante Partido de los Trabajadores (PT) de Brasil, detenido por las corruptelas en la Petrobras, fue declarada hoy como "fugitiva" por las autoridades, que sospechan que también está implicada en los desvíos de dinero en la petrolera.

Contra Marice Correa, cuñada de Joao Vaccari, pesa una orden de captura desde el pasado miércoles, pero la Policía informó que no la encontró en su domicilio ni en su trabajo, por lo que, pasadas 24 horas después de que se ordenó su captura, la declaró como fugitiva.

Vaccari asumió la tesorería del PT en 2005, después de que su antecesor, Delubio Soares, fuera implicado en un asunto de sobornos en el Congreso por el que fue a prisión con 25 empresarios y políticos condenados en el mayor escándalo de corrupción ocurrido durante la gestión de Luiz Inácio Lula da Silva (2003-2010).

Según la Policía, Vaccari intermedió para que empresas del área de la construcción, que supuestamente pagaban sobornos para hacerse con contratos de la estatal Petrobras, desviaran parte del dinero que obtenían con la petrolera para financiar campañas políticas del PT.

Las autoridades también investigan a una imprenta de la ciudad de Sao Paulo, vinculada a sindicatos afines al PT y al propio Gobierno de Dilma Rousseff, que habría sido usada para blanquear el dinero obtenido ilegalmente a través de los contratos con Petrobras.

Tras ser detenido en su domicilio este miércoles, Vaccari dejó su cargo en el PT, lo cual fue informado por la propia formación a través de un comunicado en el que respaldó a su dirigente.

"Por asuntos de orden práctico y legal, Joao Vaccari Neto solicitó su separación de la Secretaría de Finanzas", indicó el PT en una nota en la que expresó su "solidaridad" al ahora extesorero y su familia.

El Gobierno de Rousseff, que está con su tasa de aprobación en mínimos históricos, en torno a un 13 %, ha intentado desmarcarse del asunto y la presidenta no ha hecho hasta ahora ningún comentario en público sobre la detención del dirigente del PT.

El único miembro del Ejecutivo que se ha pronunciado hasta ahora ha sido el ministro de Justicia, José Eduardo Cardozo, quien reiteró que el Gobierno "apoya las investigaciones" y garantizará que quien haya cometido algún delito sea castigado.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint