Mercados

Colombia pasará el testigo a China como anfitrión de la XXII asamblea de OMT

Medellín (Colombia), 16 sep (EFE).- Colombia, que acoge estos días la XXI Asamblea General de la Organización Mundial del Turismo (OMT), pasará el testigo a China, que albergará la próxima reunión en 2017, se anunció este martes.

La asamblea general de la OMT, que se celebra cada dos años, viajará a la ciudad china de Chengdú, después de que los delegados reunidos en la ciudad colombiana de Medellín aprobaran hoy, en sesión plenaria, la candidatura del gigante asiático.

Colombia no sólo pasará a China el testigo de ser la sede de la próxima asamblea, sino que también del país que la albergará por segunda vez.

Colombia ya lo hizo en 2007, en Cartagena de Indias, mientras que China albergó la asamblea en 2003, en su capital, Pekín, y fue donde la OMT anunció su transformación en una de las catorce agencias especializadas de las Naciones Unidas.

Tras la creación de la OMT en 1975 y en el inicio, España acogió hasta cuatro veces la reunión, aunque entonces éstas no contaban con tan elevado número de participantes como ahora.

También Corea del Sur fue su anfitrión dos veces, aunque la primera compartiendo la sede con Japón.

Otros países que han albergado la sede han sido Italia, India, Bulgaria, Francia, Argentina, Indonesia, Egipto, Turquía, Chile, Senegal, Kazajistán, y Zambia compartiendo la sede con Zimbabue, además de China y Colombia.

China es un líder en turismo mundial como destino, ocupando la cuarta posición, tras Francia, EE.UU. y España, y como mercado emisor, siendo el primero en gasto por turismo.

Chengdú, capital de la provincia de Sichuan, está situada en el sudoeste de China y cuenta con una población de 14 millones de habitantes en un área de 12.300 kilómetros cuadrados.

Es llamada la ciudad de "Los Brocados" (tejidos), debido a que durante la dinastía Han sus diseños adquirieron gran popularidad entre la realeza y la elite china.

También se la conoce como ciudad de "Los Hibiscus", porque en el período de las Cinco Dinastías, se ordenó plantar hibiscus en la muralla que rodeaba la ciudad.

Además, se la llama "Ciudad Tortuga", que hace referencia a una leyenda en la que el arquitecto siguió las huellas de uno de estos animales para decidir las fronteras de la ciudad y coincide con el hecho de que el mapa de la urbe tiene forma de tortuga.

La próxima sede de la asamblea general de la OMT cuenta con una tradición de 3.100 años y se encuentra representada por el árbol del Ginkgo biloba.

Su biodiversidad se distingue por los osos pandas gigantes y dromedarios.

En su cultura también priman los coloridos dragones de fuego, y de igual forma se ha integrado a la modernidad, la cultura y la conectividad mundial, según la OMT.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin