Libros

España dona ejemplares del Quijote para lectura en fábricas de puros de Cuba

La Habana, 23 abr (EFE).- La Embajada de España en Cuba ha donado ejemplares de "Don Quijote de la Mancha", de Miguel de Cervantes, a fábricas de tabaco de la isla, donde se mantiene la centenaria tradición de leer obras en voz alta para acompañar el laborioso trabajo de los torcedores de tabaco.

Como ocurrió hoy, con motivo del Día del Libro, en los institutos Cervantes y centros culturales de España alrededor del mundo, en La Habana también se leyó la obra magna de Cervantes, con la particularidad de que el acto se celebró en la fábrica de tabaco torcido La Corona, la más antigua de Cuba.

El embajador del país europeo, Juan José Buitrago, destacó en declaraciones a la prensa que la representación española donó ejemplares del Quijote a varias fábricas de puros de la capital y avanzó que se enviarán más volúmenes a otras instalaciones del país.

Buitrago destacó que la llamada "lectura de tabaquería" es un ejemplo de "tradición, conciencia obrera y lucha sindical" para otros países y llamó a "cuidar, proteger y enriquecer" el español, que hoy es la primera lengua de 500 millones de personas alrededor del mundo.

Esta lectura está declarada Patrimonio Cultural de Cuba y es una práctica con más de un siglo y medio de antigüedad, ideada por un español para que los tabaqueros, que entonces eran esclavos que realizaban jornadas maratonianas, aprendieran nuevas técnicas.

Hoy, en las fábricas de los codiciados puros cubanos se lee la prensa del día, y también obras clásicas de la literatura nacional y universal como El Conde de Montecristo, de Alejandro Dumas, una de las más apreciadas por los torcedores y torcedoras.

En los últimos tiempos, según explicó la lectora de tabaquería Odalis Lara, que lleva dos décadas ejerciendo esta labor, los trabajadores están mostrando preferencia por las novelas contemporáneas cubanas.

Por esta original relación entre letras y tabaco no es casual que algunos de los más afamados puros del país caribeño se llamen "Sancho Panza", "Montecristo" o "Romeo y Julieta".

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin