Energía

Trabajadores uruguayos de Petrobras culminan una huelga de hambre de 30 días

Montevideo, 29 may (EFE).- Dos trabajadores de la empresa brasileña Petrobras en Uruguay que mantenían una huelga de hambre desde el 30 de abril en reclamo por su situación laboral ante la salida de la petrolera del país culminaron la medida este miércoles en el marco de un acto sindical.

En el acto, al que acudieron decenas de sindicalistas y activistas para dar su apoyo a los dos trabajadores que llevaron adelante la huelga hasta el final -después de que un tercer trabajador abandonara por problemas de salud-, el integrante del Sindicato del Gas Alejandro Acosta dijo a Efe que la medida "cumplió su propósito".

Acosta manifestó que la huelga de hambre, efectuada para "potenciar los reclamos" de los trabajadores y que existiera una respuesta desde el ámbito político y gubernamental del país, fue suspendida tras 30 días porque "cumplió su ciclo".

"Como eso se cumplió, hubo una intervención del Poder Ejecutivo, una negociación, una propuesta y va a haber otra más, entendimos que ya la huelga de hambre había cumplido su propósito", indicó.

Acosta remarcó que si bien la medida terminó, la negativa de Petrobras a la propuesta del Gobierno de alcanzar un acuerdo después de que la petrolera efectuara 11 despidos y unas 57 suspensiones, deja al sindicato a la espera de la respuesta al nuevo planteamiento del Estado uruguayo para decidirse a iniciar una huelga general.

"Si Petrobras niega la salida, que básicamente consta en que no haya despidos y que negociemos reestructuras laborales (...) vamos a instalar la huelga general una vez que Petrobras dé respuesta. Si hay una respuesta positiva ahí negociaremos", atinó.

Por otro lado, el sindicalista esgrimió que los trabajadores están convencidos de que el retiro de la empresa del país tiene un trasfondo político.

"Acá no es un problema económico, no es un problema empresarial, Petrobras está dirigida por el Gobierno de Brasil y se han instalado dos demandas arbitrales contra el Estado uruguayo, se ha abandonado la gestión del servicio por la vía de los hechos, no hay plan de inversión, no hay desarrollo comercial", opinó.

Por otro lado, las doctoras Julia Galzerano y Graciela Vitarella sostuvieron, tras atender a los huelguistas antes de su traslado al hospital, que la huelga culminó en el momento justo, ya que uno de los dos trabajadores estaba empezando a perder masa muscular.

De todas formas, las médicas señalaron que el estado de salud de ambos se corresponde con lo habitual tras 30 días de ayuno y es estable, por lo que a continuación serán examinados minuciosamente antes de retomar progresivamente su dieta normal.

Petrobras es la controladora de la Distribuidora de Gas de Montevideo (DGM), de la que tiene un 100 % del capital, y de la igualmente distribuidora de gas Conecta, de la que tiene un 55 %.

La petrolera estatal brasileña anunció el 26 de abril la venta de nuevos activos, que incluyen 8 refinerías en Brasil y la red de puestos de gasolina PUDSA en Uruguay.

El conflicto de los trabajadores con la empresa data de 2016 tras varios despidos por parte de la empresa y ha incluido huelgas, manifestaciones y ocupaciones a los distintos locales de la compañía.

El sindicato del gas de Uruguay, junto a la central sindical, el PIT-CNT, se reunieron el jueves pasado con el presidente Tabaré Vázquez y varios ministros que se comprometieron a encontrar una salida al conflicto.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin