Energía

Petrobras inicia el proceso para alquilar dos de sus plantas de fertilizantes

Río de Janeiro, 10 ene (EFE).- La petrolera brasileña Petrobras anunció hoy el inicio del proceso para alquilar dos de sus plantas de fertilizantes, sector que comenzó a abandonar en 2017 en el marco de un plan de desinversiones y para concentrarse en sus áreas prioritarias, principalmente en la producción de hidrocarburos.

Mediante el concurso público anunciado este jueves, Petrobras, una compañía controlada por el Estado pero con acciones negociadas en las bolsas de Sao Paulo, Nueva York y Madrid, pretende alquilar las fábricas de fertilizantes que opera en los estados de Sergipe (Fafen-SE) y Bahía (Fafen-BA).

La primera etapa del proceso será la precalificación de las empresas interesadas en participar en la licitación en la que se ofrecerán las plantas en arrendamiento, junto con los terminales marítimos para el embarque de amoníaco y urea en el Puerto de Aratu, en el estado de Bahía.

"La transferencia depende de la existencia de interesados habilitados en la etapa de precalificación y de la realización del proceso de licitación", explicó la empresa en un comunicado.

La planta de fertilizantes nitrogenados de Petrobras en Bahía (Fafen-BA) tiene capacidad para producir 1.300 toneladas diarias de urea y también fabrica y comercializa amoníaco, gas carbónico y agente reductor para líquido automotor (ARLA 32), un químico usado para reducir el óxido del nitrógeno emitido por el escape de gases de los vehículos de gran porte.

La planta de Sergipe, por su parte, tiene capacidad para producir 1.800 toneladas diarias de urea y también produce amoníaco, gas carbónico y sulfato de amoníaco.

El proceso de desinversión en el sector fue iniciado en septiembre de 2017, cuando Petrobras anunció el inicio de las negociaciones para vender sus dos mayores plantas de fertilizantes y su intención de abandonar el sector.

Entonces fue lanzado el concurso para ofrecer en venta las empresas Araucaria Nitrogenados S.A. (Ansa) y Unidad de Fertilizantes III (UFN III), dos subsidiarias integrales dedicadas a la producción de fertilizantes para la agricultura.

Ansa, una compañía con planta en Araucaria, ciudad en el sureño estado de Paraná, tiene capacidad para producir 1.303 toneladas diarias de amoníaco y 1.975 toneladas diarias de urea, así como 450 metros cúbicos de ARLA 32.

La UFN III es una fábrica que Petrobras comenzó a construir en 2011 en la ciudad de Tres Lagoas, en el estado de Mato Grosso do Sul, y que, según la compañía, será la mayor planta de fertilizantes nitrogenados de América Latina, con capacidad para producir 2.200 toneladas diarias de amoniaco, 3.600 toneladas diarias de urea y 290 toneladas diarias de CO2.

La venta de las dos mayores plantas de fertilizantes y el alquiler de las otras dos forma parte del Plan de Desinversiones anunciado por Petrobras en 2016 y enmarcado dentro del objetivo estratégico de la empresa de abandonar el sector.

A través de su ambicioso plan de venta de activos, puesto en marcha en 2015, Petrobras pretende una reestructuración para reducir su tamaño, adecuarse a una coyuntura negativa en la época y disminuir su entonces deuda récord.

La meta del plan de desinversiones en 2017-2018 era vender activos por valor de 21.000 millones de dólares, que se sumarían a los 13.600 millones de dólares obtenidos con las ventas en el bienio inmediatamente anterior.

La semana pasada, al asumir como nuevo presidente de Petrobras, el economista Roberto Castello Branco defendió el plan de desinversiones y la necesidad de la compañía de concentrarse en el área que es más competitiva, que es la producción de hidrocarburos en aguas muy profundas.

"Los activos en áreas en que Petrobras no es tan competente deben ser objeto de análisis para ser incluidos en los programas de desinversión", dijo al defender la privatización de algunas de las subsidiarias, como las distribuidoras de combustibles, y la venta de activos en áreas como petroquímica y fertilizantes.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin