Economía

Nueva York se suma a otros estados y legalizará la marihuana medicinal

Establece disposiciones para garantizar que sea reservada para enfermedades graves

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo y los líderes legislativos anunciaron en Albany un acuerdo para legalizar el uso médico de la marihuana en el estado, que se suma así a iniciativas similares en otros territorios estadounidenses.

La legislación incluye disposiciones para garantizar que la marihuana medicinal esté reservada sólo para los pacientes con enfermedades graves y se dispensará y se administrará de una manera que proteja la salud y la seguridad pública.

Lee también: 75% de los norteamericanos creen que la marihuana será legalizada en todo el país

En su comparecencia, Cuomo estuvo acompañado, entre otras personas, de la senadora Diane Savino y el asambleísta Dick Gottfried que
--dijo-- "han estado trabajando en esta cuestión tan difícil" durante un período muy largo de tiempo.

Las ventajas medicinales

El gobernador del estado de Nueva York explicó que la marihuana "puede hacer mucho bien" a numerosas personas que sufren dolor y que necesitan "desesperadamente" de un tratamiento que les alivie.

Al mismo tiempo, destacó que también existen riesgos que deben ser evitados, riesgos para la salud pública, y de seguridad pública y se mostró convencido de que el proyecto de ley establece "el equilibrio correcto".

Al respecto explicó que existen sanciones penales en el proyecto de ley si la gente "trata de engañar al sistema", e incluso adelantó que si hubiera consecuencias negativas o "no deseadas", el programa podrá ser suspendido.

Los detalles de la propuesta

La propuesta, bastante más restrictiva que las aprobadas en otros estados, no permitiría fumar la marihuana, sino solamente ingerirla, vaporizarla, emplear sus derivados basados en aceite o consumirla en forma de pastillas.

Asimismo, los médicos sólo podrían recetarla para un limitado número de enfermedades como cáncer, VIH-Sida, epilepsia, enfermedades neuropáticas y esclerosis múltiple, así como por el mal de Gehring, de Parkinson y de Huntigton, entre otros padecimientos.

El Congreso local tendrá que votar la propuesta antes de que termine su periodo de sesiones, esta misma semana.

Una vez aprobada, la legislación tardaría 18 meses más en entrar en vigor, que es el tiempo para que el Departamento de Salud emita regulaciones para su venta.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum